×

NOTICIAS

Renunció el cuestionado funcionario Sebastián Raspa

Finalmente en horas de la noche del sábado se conoció que el cuestionado subsecretario de Habitad de la Municipalidad de Quilmes, Sebastián Raspa; formalizó su renuncia indeclinable.

Una investigación del portal “El Disenso” que tuvo amplia repercusión en medios televisivos; daba cuenta que Raspa –junto a su amigo  Martín Bordalejo– se hicieron de contratos por más de 500 millones de pesos para trabajos relacionados con el mantenimiento de espacios públicos y pequeñas obras a través de cooperativas; al tiempo que se le endilgan a estos ser parte de sociedades anónimas “off shore” en los EE UU.

En dicha investigación se encontraron 7  cooperativas que contaban con el mismo domicilio, vinculadas a La Estrella y Unión de Azul, como así también la Cooperativa de Trabajo Barrio Unido Limitada. Además se estableció que,  La Estrella logró contratos por 56 millones, Unión de Azul se llevó unos 54 millones.

En un comunicado –que detallamos más adelante- Raspa niega estos cargos y pone a disposición de la intendente Mayra Mendoza; su renuncia indeclinable.

No es la primera vez que Raspa está envuelto en un escándalo: En 2006 el entonces intendente Sergio Villordo; pidió a los funcionarios encargados del programa de Pensiones Asistenciales que lo sacaran del cargo de titular del CAP de Quilmes en el que había sido nombrado un año antes.

Las sospechas sobre irregularidades en el otorgamiento de esos beneficios –se llegó a hablar de cobros a personas que no calificaban- hicieron que Villordo decidiera solicitar la exclusión del funcionario, que había llegado en colectivo a la sede de ese organismo y en pocos meses había logrado adquirir un Peugeot 505.

Raspa también tuvo “ruido” cuando se desempeñó como funcionario de Francisco “Ali Barbá” Gutiérrez. Una investigación de la revista “La Tecla” reveló un accionar muy similar al que generó ese nuevo escándalo que lo envuelve: Contrataciones de cooperativas por parte de la propia dependencia donde Raspa prestaba servicios.

Utilizando su pertenencia –y su supuesta cercanía con la entonces ministra Alicia Kirchner- logró resistir los embates, aunque no por mucho; y también dejó su cargo.

En 2020 Raspa protagonizó un escándalo cuando pretendió derrumbar –topadora mediante- viviendas en el barrio Los Eucaliptos de Quilmes Oeste que estaba habitadas con el argumento de construir nuevas. Allí debió enfrentarse a la concejala del Movimiento Evita, Patricia Iribarne; quien amenazó con romper el  bloque oficialista si persistía la actitud –y el negociado- de Raspa

Resta saber si –además de solicitarle y aceptarle la denuncia- la intendente Mayra Mendoza dejará de contratar los “sellos de goma” de Raspa. Cooperativas casi inexistentes creadas a los efectos de facturar grande sumas de dinero

Cabe consignar que en los próximos diás se materializa una denuncia judicial por los manejos investigados por el medio

El comunicado de Raspa

Ante la publicación de información falsa, maliciosa y tendenciosa por parte del portal El Disenso, que incluye hasta capturas de pantalla intencionalmente adulteradas, he decidido expresarme por este medio con el fin de proteger el proyecto político que encabeza la Intendenta Mayra Mendoza de las operaciones mediáticas que quieren ensuciar el trabajo que se viene haciendo en el distrito, e inhabilitarla a ella de cara al debate público. De la misma manera, quiero desenmascarar las mentiras allí expuestas que, además de buscar dañar un proyecto político, también dañan mi buen nombre y el del cooperativismo de trabajo. En primer lugar, quiero dejar en claro que no soy ni fui parte de ninguna de las cooperativas con las que trabajó el municipio de Quilmes en la presente gestión. Las capturas de pantalla que incluyen mi nombre como miembro de la cooperativa La Estrella son absolutamente falsas. Además, no tengo ni tuve cuentas ni participación en empresas en el exterior. Ni siquiera he viajado a los Estados Unidos en toda mi vida: de hecho, nunca tuve visa para ingresar. En segundo lugar, quiero resaltar que el trabajo que realizan los más de 350 compañeros cooperativistas en Quilmes es un trabajo diario, constatable, que se puede ver en las nuevas obras, plazas, en los bulevares, en cada uno de los barrios del distrito en los que se trabaja día a día. Y por sobre todas las cosas, quiero dejar en claro que las cooperativas son una fuente de trabajo digno, legítimo y formal, gracias al cual todos los compañeros y compañeras cuentan con obra social, aportes y toman participación en las decisiones como establece la democracia interna que rige la conformación de toda cooperativa. Las cooperativas mencionadas tienen una extensa trayectoria en el municipio: existen desde el año 2004, están inscriptas en el municipio desde hace más de 10 años y trabajaron en todas las gestiones que tuvo el distrito desde entonces. Y muchas de ellas, además, trabajan en otros municipios. También, aclarar que todos los trabajos mencionados se enmarcan en la Ley Orgánica Municipal, en la Ley de Promoción de la Economía Social y Solidaria y en las ordenanzas del Municipio de Quilmes que promueven el trabajo local y la economía social. Las tareas contratadas a las cooperativas fueron ejecutadas en tiempo y forma, y son constatables por cualquier ciudadano o ciudadana. Finalmente, ratificar que ninguna de las personas mencionadas en el artículo tiene incompatibilidad entre la función pública y el trabajo en las cooperativas. La publicación menciona a Martín Bordalejo quien nunca fue funcionario de la gestión de Quilmes. En vista de esto, tomo la decisión de poner a disposición de nuestra intendenta mi renuncia indeclinable al cargo de Subsecretario de Hábitat porque formo parte de un proyecto político al que se quiere ensuciar sin razón a través del ataque sistemático a quienes formamos parte del mismo. Un gobierno que está llevando adelante una transformación como nunca pasó anteriormente en Quilmes. Un gobierno que tiene al frente a una Intendenta que está cerca de la gente y lejos de los grandes medios de comunicación, que es lo que no toleran. Ninguna gestión municipal en la Argentina enfrenta un nivel de operaciones mediáticas y persecuciones como lo hace Mayra Mendoza en Quilmes. Por eso no voy a prestarme al daño que pretenden causar aquellos que creen que pueden conseguir en los medios lo que no logran a través de las urnas. Vamos a seguir fortaleciendo el trabajo cooperativo porque no tenemos nada que esconder. Nos pondremos a disposición de la justicia para que se aclare definitivamente esta farsa montada sobre mentiras y vamos a iniciar acciones legales contra el medio El Disenso para que responda por sus ataques basados en calumnias y agravios.

Join the discussion

There are no comments yet. Be the first to comment.
Leave a Reply

no content!